Me llamo barro, aunque Miguel me llamo

“Me llamo barro, aunque Miguel me llamo/
Barro es mi profesión y mi destino/
que mancha con su lengua cuanto lame.”

Estos versos son suyos; no es difícil, pues, saber de quien hablo. Por estas fechas nació y fechas son que nos recuerdan un origen de barro; aunque se celebra su centenario entre montones de basura que empañan su nombre, sin que las instituciones oficiales empuñen una pala y aparten esos montones del lugar que sólo le corresponde ocupar al gran poeta que es. Un hombre sencillo, cabrero de niño.

Dejamos este enlace a la canción de Amancio Prada.

Anuncios