Oriente y Accidente

Oriente y Accidente; más allá del gesto.

La alarma de la mayoría de los gobiernos es una alarma sobre la crisis del sistema económico con la recesión que se deriva de la catástrofe natural; cuando se den cuenta que este sistema sólo puede estar basado en el respeto a los ecosistemas naturales y a la total ausencia de riesgos en la explotación de los mismos, ya será a toro pasado. Hace tiempo que los activistas más comprometidos proclaman que ya es tarde y todo para la marcha atrás. Las conciencias voluntariosas, no obstante, siguen insistiendo en operar el vacío allí donde se instaló el caos; en su empeño de instar a la reconstrucción ante las pesadillas, allí donde dice “corre el riesgo de fusión”, desean que diga “corrigen el riesgo de fusión”. Sebastián asegura que se revisarán los sistemas de seguridad de todas las centrales, aunque noticia sería “Sebastián asegura que estando continuamente revisados los sistemas de seguridad, se abre la pauta transitoria para abortar de una vez por todas la explotación de las energías nucleares”.

En Libia, Gadafi y sus polluelos aseguran el baño de sangre sin contemplaciones a su sociedad civil. ¿Por qué la prensa se empeña en llamar impropiamente rebeldes a los sublevados libios? La rebeldía es un término peyorativo que se supone en las antípodas de otro término cualitativamente mejor, y no en las antípodas de una dictadura.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s