Diálogos perros

Diálogos del Café Müller

-El dolor es un pesado.

-Sí, pero no le importa.

Primero fue el ladrido

Y cuando no hubo ladrido

Su muda esencialidad de manual.

De su necesidad, la virtud natural

Aún más desnuda

Ya perro de la danza se mantuvo.

Leal a la razón que late con las manos y los pies,

Nada, mas corazón su dueño es

El cuerpo felizmente desdormido.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s